Entradas

Mostrando entradas de 2010

Solo a coro

Atraparé con todas mis fuerzas esos instantes que nos quedan en los que volvemos a ser alguien. Alguien más que nadie, alguien más que todos. Y dejaré que todos los que son nadie admiren tu esencia y todos los que son todo la compartan. Atraparé cada momento en el que siento esa esencia rodearme con sus brazos, me aferraré a ella, conseguiremos que no se marche, conseguiremos ser lo que somos sin dejar de ser.

Sobreviviremos a las risas y a los llantos, a los momentos como esta noche en la que no sabemos ni siquiera que debemos de sentir.

Nada significa Nada

No hablo por miedo a no decir nada, nada es la palabra que se clava en lo más hondo de la soledad más atroz que la infinidad es incapaz de distinguir. 
Nada suena a vacío, a silencio perverso y atronador, al silencio que es capaz de ensordecer.
Llega el frío, el frío en esta llanura pesada difícil de entender, el frío en los huesos que se paralizan al compás de un viento helado como este aire que hoy respiro. El frío hasta en el alma que no encuentra cobijo en otro alma que le abrace, que calme ese frío que le acompaña, tan paciente, tan constante, tan fiel.
Ya no siento la sangre correr por mis venas, ni siento mi corazón bombear, me muevo conforme a esta inercia monótona, plantando cara al desafío de la soledad.
Al menos ahora tengo esperanza, sería estúpido no tenerla, solo hay que confiar más en uno mismo. Todos nacimos con el mismo derecho a ser felices y así será.

Cimientos de una vida

A veces no puedes evitar emocionarte cuando en tan poco tiempo surgen demasiados puntos de inflexión. Momentos que quizás estén marcando el final de una etapa y por extensión el comienzo de una nueva. Romper con apegos del pasado. Puede que de una vez esa sea la clave para arriesgar algo que ya no da más de sí. 
Estirando una y otra vez las sábanas no consigo que lleguen a taparme los pies que conservo fríos cuando todo se deshace a mi alrededor. Camino cansada pero esperanzada, celebrando triunfos ajenos que algún día apoyé, todo marcha ya sin que yo vaya marcando el ritmo, nos hicimos mayores construimos lo necesario para que todo vaya bien, ahora es el momento de labrar un destino cada vez más incierto. Mil rumbos delante de mis ojos y aún no se si todos son correctos o al menos uno lo es. Algo me recuerda que no lo hice tan mal, viviré con esa sensación mientras miro de frente, cabeza alta y un suspiro que me hace temblar.


Siempre seremos grandes si conservamos la esencia que nos hi…

Algo así como un sueño...

Imagen
Las vueltas que da la vida... jamás hubiera imaginado ciertas situaciones que hoy ocurren con frecuencia. Quizás no es del todo lo que imaginé, probablemente así sea. Lo cierto es que las disfruto igualmente a pesar de mil pesares no elegidos. Recapacito en confianza rodeada de velas y alguna copa que hace divagar los pensamientos. Apoyo mi espalda en una silla mientras el viento golpea mis pies descalzos, me siento viva y aunque esclava de un pasado, me planteo como construir un futuro cercano pero diferente. Constantemente me pregunto si aún queda algo de camino bajo mis pasos, o lo abandoné ya hace algún tiempo, en qué momento todo cambió de rumbo, en qué momento comencé a sentir la vida de este modo.
Serena y tranquila, apaciguo momentos, sabiendo que con el tiempo los añoraré como ya hice tiempo atrás, respiro, aún queda mucho por llegar. Disfruto cada día de lo que tengo, sonrío, después llega el silencio y duermo. 

Pasear

Imagen
Paseaba por la calle, no había nada nuevo, nada había cambiado lo suficiente como para provocar una inversión importante en mis reflexiones diarias. Es importante trabajar las sensaciones en todas las facetas de la vida, sentir. Porque de nada vale escuchar sin sentir. Sentir y comprender que aquellos instantes de felicidad de los que nos alimentamos no se construyen de utopías e ilusiones artificiales, poco o muy certeros de suceder en un futuro. Esperar... más de media vida esperando... malgastando el tiempo en esperar... sin querer abrir los ojos y entender de una vez que el destino es demasiado incierto como para esperar... es posible esperar durante años y tras ellos solo encontrar dolor y frustración. No todo depende de uno mismo. Todo cambia. Tengo más de mil motivos por los que ser feliz y otros cuantos para no serlo. Lo tengo claro. Quiero arañar cada segundo de felicidad que brote de la ilusión subjetiva. ¿Y... por qué no?. Aún tengo la capacidad de elegir, ¿por qué tanta tortu…

Creer

Imagen
De cuando en cuando suelo volver a mi misma y plantearme como tantas veces quien soy y hacía donde voy. Pocas veces encuentro sentido lógico a la cuestión, tengo claros mis principios, por ciertas situaciones en las que hoy por hoy no pasaría, sin embargo, cuando intento atisbar claridad en los objetivos que hace unos años me propuse, no logro concretarles en situaciones reales. A pesar de todo, cada día que finaliza me siento reafirmada, en cierto modo, alegre por ser fiel a mis valores, a mi propia ética. Soy consciente de que aún me queda mucho camino por hacer y que en ocasiones me cuestiono si en este sentido estaré siendo algo impuntual, una vez más dejándome llevar por barreras sociales prefijadas, en un sistema precocinado que no atiende las necesidades de los que, de cuando en cuando, nos salimos del rebaño para poder respirar. No creo en las necesidades que antepone la sociedad, los estereotipos publicitarios que se nos antojan clásicos. No creo en las tradiciones, ni en voce…

Gotas

Imagen
Huele a lluvia; y es entonces cuando a través del olfato llega la melancolía de cada gota, que no solo es derramada desde el cielo.

Hoy perezco por vos.

Tras todo

Imagen
A veces te llega la inspiración más tarde de lo habitual, a veces, incluso, nunca vuelve a llegar. Sin embargo pienso que esto que llevamos tan escondido no puede ser verdad. Cuando nos limitamos a ocultar sentimientos que afloran desde lo más profundo, cuando aparentamos que nuestra vida tiene esencia sin nuestra propia presencia, la que un día fue de los dos, cuando disimulamos las lágrimas incesantes que humedecen nuestro ser y lo amedrentan en el silencio más oscuro que puede dar una noche en soledad. 

Miro tras la ventana que separa mi intimidad  la vida paralela que he construido para mantenerme en pie ante el resto. Disimulo en compañía, lo que araño en soledad. Ahora escucho una canción que me hace temblar y volver a momentos llenos de sonrisas. Los recuerdos y la luz de una tenue vela empapan mis ojos. Corretea constante y acelerada una lágrima que lleva el peso de la incomprensión. 
Los errores... no dan tregua.

Estaciones

Imagen
No me gustan las estaciones, no soporto esas caras tristes que esperan a que el paso del tiempo les haga partir. Nadie sonríe en las estaciones, odio ese silencio áspero muerto entre el traqueteo de maletas y esa soledad incompleta que invita a la reflexión. Sientes que la vida te arranca un trozo de tu mundo, con cada despedida, con cada metro de distancia. El tiempo no espera por nadie, avanza injusto, para todos por igual, desgarrador, incapaz de negociar una tregua, incapaz de dar segundas oportunidades. No atiende a excusas ni a razones, argumentadas o no, nos aplaca.
Te invito a  mi reflexión, a caminar lentos pero firmes, respirando recuerdos que allanarán el presente. Pasear con el sol estampado en nuestra cara, en silencio, a dos metros de distancia de tus manos, hasta que nos duela el alma y nos sintamos libres, tan libres como si estuviéramos en nuestro hogar.

Unión

Imagen
Cuando os pienso, siento plenitud. Me parece increíble tener la maravillosa oportunidad de disfrutaros a diario. Mis ojos se llenan de lágrimas envueltas de emoción que disimulo cada vez que os siento. La vida pesa demasiado, pero cuando el peso es compartido soporta resistencias casi imposibles. La vida a vuestro lado no presenta condiciones, no existen las excusas, ni las negativas, ni los rencores. Todo es poco para lo que representa una vida. Me siento tan grande cuando estoy a vuestro lado, que solo tengo una misión: dedicarme a vuestra felicidad.

Zen

Imagen
Siempre creí que era más de números y unos cuantos años después de repente no me salen las cuentas, resulta que dos más dos ya no son cuatro, que no puedo hacer lo que yo quiera con mi vida, que soy esclava de impedimentos sociales y sentimentales que me condenan a parar una marcha lenta pero constante.

Los rayos de sol vuelven a estallar en mi cara y eso me provoca cierta positividad, aunque las circunstancias no acompañen, al menos estoy en una etapa reflexiva y no destructiva. Relativizando todo aquello que en cinco años ya no será significativo, como nueva norma autoimpuesta y creo que hasta ahora bastante efectiva. Y así espero pasar una buena temporada, haciendo uso de nuevo de esa maravillosa filosofía zen, dejando el apego para otros, que yo ya lo retomaré cuando toque. Y espero que el destino no vuelva a jugar de las suyas, que esta vez no toca. A vivir tranquila de una vez, pero a vivir.

Será que es así

Te miro a los ojos y veo lo mismo de siempre, no has cambiado mucho, seguimos siendo los mismos que destrozábamos la eterna verborrea con una carcajada infinita. La complicidad se palpaba, no era complicado percibirla, cada gesto, cada mirada, cada historia resultaba cuanto menos predecible. No es lejanía, sin embargo nuestros rumbos se han ido distanciando con el tiempo hasta que los caminos han llegado a formar en poco tiempo un ángulo recto que difícilmente volverá a cruzarse en algún momento. No se si existe un culpable o al menos una equivocación que defina lo correcto, un acierto, un ganador. Elegir consiste en descartar opciones y quizás pequé de dejar a un lado la ambición de tus eternas prioridades, solo asumo que nuestras vidas divergen, pero que a tu lado siempre estaré encantada, compartiendo recuerdos efímeros y utopías que ya no encuentro, en eso debe de consistir la vida, en caminar hacía donde nos lleven nuestros valores.

Carpe Diem

Imagen
Durante cien momentos me perdí en instantes abstractos que roban un trocito de vida a todos aquellos que rozaron, tocaron, golpearon, arañaron o arrancaron para siempre una parte del órgano vital que bombea dentro de mi, en ocasiones caminando disfrutando del trayecto, en otras cabalgando a marchas forzadas acelerando el ritmo que marca la condena de un viaje sufrido.  Dedicaría mi vida entera si pudiese, a todos aquellos que la construyeron junto a mi. Suspiro cada vez que os pienso.
Pasa el tiempo, me impregno de reflexiones, maduro mirando atrás, paseo por momentos que adoro y esquivo recuerdos que duelen.

Cien momentos y alguno más y solo se me ocurre decir:CARPE DIEM.
Gracias por compartirlos...

Callar

Imagen
Como un hilo de la vida que aún nos queda por vivir, jugamos inconscientes a lamernos las heridas que abrimos de manera incesante. Te sacias del aroma de una noche infinita, muerdes tu vaso por no morder tu propia vida. Miras de reojo la silueta que dibuja frente a ti una luz tenue, con sonrisa tímida, quizás estudiada. Bajo esa mirada se esconde un corazón que cabalga sin rumbo fijo hasta salirse del pecho y bajo la luz tenue un rostro impasible, como ajeno a todo, tal vez en otro mundo. En un mundo soñado lejos del dolor, lejos de su dolor.



A veces es más intenso lo que callamos.

Rotundo

Imagen
Pasamos por la vida en ocasiones de puntillas para no hacer demasiado ruido, disimulamos y nos escondemos constantemente para no ser juzgados sin percatarnos de que el único juicio justo ha de ser el de uno mismo. Todo es excesivamente relativo y como tu bien me dijiste en su momento hay que relativizar las cosas de esta vida caprichosa, aunque solo pretendieses disimular tus sentimientos... y volvemos a lo mismo. Lo siento, no puede ser, me gustaría tener la ilusión que perdí algún día lluvioso de verano, entre alguna que otra cerveza, ahogando lo que ya hacía aguas desde hace un tiempo atrás. Algo condenado al abismo desde el mismo día que vio la luz. Temblorosa cada vez que me enfrento a ti, me duele en mi propio ser las heridas que yo abrí en el tuyo, el dolor no da tregua cuando se aviva el fuego de manera tan insistente. Probablemente no es buena idea, después de mucho tiempo la balanza se manifiesta más cercana de uno de los lados, al menos en este momento, en un par de minutos…

Despertar

Imagen
Enciendo una vela, me acomodo, sostengo entre mis manos un café caliente que tomo en pequeños sorbos, descanso, ahora mi mundo es esta pequeña habitación llena de recuerdos. Reflexiono, aún quedan muchas cosas por hacer que tendrán que esperar a mañana. No me importa, es el momento de coger gusto a esta soledad, mi momento. Respiro despacio, relajada, tomo otro sorbo de café que sabe a recuerdos. A ratos dulce, en ocasiones amargo. No deja de agradarme esta tranquilidad, la disfruto, quizás no sea felicidad pero al menos hoy vivo sin miedo, no soy conformista, hoy en cambio me conformo. Es horrible vivir con miedo. Ya no quiero volver a tener miedo, volver a enfrentarme a situaciones que me aterran. Extraño la tranquilidad de años pasados, vivir. Inesperadamente me sorprende una lagrima cayendo ligera por mi rostro, te extraño a ti. Hoy vuelvo a valorar lo que aún se llama vida, la oportunidad de tener ilusión. Descubrir la puntualidad de la existencia dando una lección magistral para v…

Asfixia

Imagen
Empiezo a achantarme en un lugar que me asfixia cada día más. Me aturde la eterna preocupación de mis miedos. Continuos y constantes miedos. Me apetece huir, volver a estar tranquila, solo eso, durante al menos un instante eterno. 
En ocasiones gigante y a veces tan pequeña. Dónde quedó aquel espíritu de comerse el mundo por los sentimientos, de abrir las mentes, de experimentar, de vivir, de crecer y decrecer cuando precise la ocasión. De vivir sin la hora, de improvisar, de tomar cafés infinitos, de conocer, de ser grande, tan grande como me hacía la ignorancia del dolor. De dejar de planearlo todo como una jodida agenda y aún así no parar de reir.
Joder con la vida.





Necesito vivir, ¿es tan difícil de entender?.

Nunca es tarde para creer

Imagen
Me inunda la magía de alguna sonrisa inocente que me hace volver a creer.



Confia en mi, siempre te protegeré. Solo pido una posibilidad para hacerlo.