Entradas

Mostrando entradas de 2009

Sientelo

He cometido errores, demasiados, quizás más que muchos. Me he escondido más de lo que debería, he tenido miedo y he sido cobarde, muy cobarde, quizás más que muchos. He mentido, mucho más de lo que me hubiera gustado, unas veces por necesidad absoluta, otras por una necesidad innecesariamente creada. Me he distraido, me he desviado, me he desconectado, me he desentendido y también me he desinteresado, pero también he aprendido. He aprendido de la reflexión, del amor, de la lucha y del dolor. He crecido, quizás más que muchos, he madurado mientras caminaba por senderos fríos y solitarios, pero también he recorrido parte del camino muy bien acompañada, quizás esa ausencia es lo que me lleva a esto, a ser como soy, lo que soy, lo que solo en contadas ocasiones se aprecia.
He luchado, a veces a regañadientes, otras a golpes y otras por una voluntad forzada, he aprendido a saltar obstáculos que en apariencia me superaban. Y no solo he aprendido, principalmente me han enseñado. He descubiert…

Mi momento

Imagen
El tiempo calma las heridas del alma, esas que esconden cicatrices tras sonrisas forzadas. Heridas que escocieron en otro momento y que aún enrojecidas luchan por recomponerse con el hilo del olvido.
Vuelves a tratar de abrir esa herida, la que un día abriste con mi propia ayuda, no te culpo, pero esta vez te tacharé de inoportuno, de inapropiado e insolente. Mejor así que abrirte otra vez la puerta, ahora que he luchado por volverlas a cerrar. Para qué, si es evidente que el destino es otro. Dejemos de perder el tiempo por fustraciones del pasado, dejemos cicatrizar en paz esa herida, cada uno a su manera. Empecemos a vivir de una vez lo que merecemos vivir. Construyamos una vida paralela, nuestra propia vida, con aciertos y errores pero nuestra al fin y al cabo.


Volaré a lugares insospechados, haya donde la paz me espere, junto a los atardeceres infinitos, cerca de la esperanza, la ilusión y el olvido. Me construiré de un suspiro del pasado y crearé estelas de felicidad que aguardarán…

Por vos

Imagen
Hoy no existen consejos que valgan, no le des mil vueltas pensando en que decirle para que al menos pueda digerir un simple sorbo de café mientras os sentaís y charlaís, del tiempo, del espacio, de las mil y una historias que vagan alrededor de los derroteros más insignificantes que jamás hayas podido imaginar, con el único objeto de distraer la atención de lo imposible. No te tortures buscando las frases correctas que debes pronunciar, ni sientiéndote culpable por no poder solucionar la situación, a veces la ayuda más grande que puedes ofrecer es un simple "todo va a salir bien".
No deja de asombrarme la capacidad del ser humano para  sobrellevar según que situación, para adaptarse al sufrimiento, como quién se adapta a la terrible compañía de la soledad que ofrece un sillón vacío, del permanente vacío que provocan la plenitud de recuerdos. Pero tiemblo cada vez que observo desde la cercanía de la propia convivencia, la fortaleza de la la plenitud, la grandeza de lo sencillo…

Tan solo camino

Imagen
Cuando llueve me gusta estar en silencio, y en la oscuridad encender una vela. Me gusta reflexionar. Sabía que se acercaba un día así, llevaba un par de días dando demasiadas vueltas a lo mismo. Tan solo hace unos minutos las gotas de lluvia golpeaban en el cristal de mi coche y por un momento entendí que sería capaz de conducir hasta más allá del infinito, pensando y asimilando desde la lejanía que provocan los kilómetros, en todos los momentos, en todos los retales que conforman una vida. Y es allí, desde esa zona tan distante, donde pude ver la realidad, sin tapujos, sin cortinas que nublen la verdad, la verdad de algo que aún está colocando cimientos tan firmes como lágrimas se derramaron.
Adoro la paz que me provoca la serenidad de estar aliviada, la tranquilidad que me produce olvidar esa inquietud incontrolada, esa ansiedad que arañaba mi estomago.
Detesto el conformismo, pero esta vez me conformo con que nada vaya mal, aunque nada vaya bien, al menos por el momento. Me conformo …

Mi plan

Me levanto relativamente temprano tras una noche infinita llena de sorpresas y diversión que se alarga hasta más allá del amanecer. Tengo trabajo y me pongo a ello, pero me cautiva una idea, una inspiración que asalta en el momento más inesperado. Tras un domingo diferente, con buen sabor de boca y una semana dura a mis espaldas me percato del gran cambio de mentalidad que ronda mis actos en estos últimos días y no paro de pensar en una nueva idea. Me noto más activa, más positiva y con más ganas de hacer las cosas bien. Os lo prometí y esta vez no os voy a fallar, la crisis otoñal ha pasado de largo y ahora tengo una estrategía, un plan que esta vez tiene que funcionar: para ser feliz voy a empezar por hacer feliz al resto, a todos esos que tanto se lo merecen y que en ocasiones desatiendo. Prometo ser constante de nuevo por todos los que tanto me daís. Ese es mi plan.

Dejame vivir

Imagen
Cada día con más frecuencia siento miedo, miedo de esta sociedad fría en la que vivimos envueltos, miedo a dejarme arrastrar por la lógica, por el exceso de ambición, por la envidía, por el rencor y por el egoísmo. Tiemblo cada vez que oigo razonar a ciertas mentes matemáticas avidas de protagonismo que solo saben mirarse el ombligo. Me aterra de manera insistente la falta de sentimiento social, de implicación, de compañerismo.
Y por otro lado no deja de emocionarme como una minoría lucha por lo que cree y es capaz de sentir todos y cada uno de los golpes de su enorme corazón. Sentir algo de forma tan profunda que escueza el alma. Sentir...

Personas capaces de expresarse con una simple mirada, capaces de abrir un mundo a su alrededor, capaces de sentir que solo por eso merece la pena vivir, que enseñan que la vida se basa exclusivamente en vivir, en dejar vivir...

De repente... el olvido

Con la llegada de un nuevo día me sorprende un nuevo sentimiento de ausencia de ti en la mayor parte de mis pensamientos diarios. Sin preveerlo, sin planearlo, sin esperarlo.
Tras varios meses dando pequeños pasitos diarios, de un día para otro mi mente rompe a correr a pasos agigantados, ni siquiera esperaba algo así, aunque lo cierto es que no es la primera vez que siento esta sensación, también es cierto que intuía que en este caso iba a ser diferente.
En tu caso... algo que ya me suena lejano, tan lejano que ni el propio eco llega a molestarme, tan increible como ahora valoro tu presencia, aunque sigo pensando que la vida se resume en etapas y que cada etapa tiene su momento, eso es algo que aprendí hace tiempo... de otra presencia de la que me quedó con el paso de los años, un buen sabor de boca, pero como todo, a cada etapa su tiempo, hay cosas a las que no tiene ningún sentido volver.
Y sin embargo aún tengo un cierto miedo a que esto también sea momentáneo, a que cante victoria d…

Conflicto

Puñales, que atacan, desesperan, angustian, torturan, paralizan, trastornan, cambian, enloquecen, reprimen, deprimen y entristecen. Puñales que aparecen sin llamarlos, que oprimen el corazón sin pedir permiso, que anudan la garganta para no permitir tan siquiera hablar. Tanto tiempo sin ver el sol... la vida se compone de instantes y solo eso, instantes mágicos demasiado pasajeros, demasiado increibles solo para aferrarse a lo que no vuelve.
Siempre es de noche, demasiado tarde para ver un resquicio de luz por los cristales frios de esa ventana que se tambalea por el paso de los años, demasiado pronto para dormir y soñar con un mañana de nuevo mágico.
Levantarme reforzando el ánimo y la esperanza, la ilusión que retorna con la sorpresa, solo con la sorpresa, cuando te deje de escribir.
Recuerdame esto siempre y aprende a vivir del presente, a que no te torturen los recuerdos, el pasado solo es eso, pasado. Trabaja tu propia vida y vive, lucha aunque quieran seguir torturando esos rec…

Personas

Imagen
Resulta curioso como a lo largo de la vida por nuestra historia van dejando huella personas que se hacen un hueco más o menos grande dentro ella. Van y vienen unas veces de manera forzada y otras decida por una de las partes o por ambas. Personas con las que compartes tanto... personas que sustituimos por otras para rellenar el vacio que dejó la que se fue y personas que se van, siendo de antemano insustituible su presencia. Personas con las que vuelves a compartir, a veces de forma reticente, otras impaciente, otras inesperada y otras ansiada.
Personas que aparecen y desaparecen y que no aparecen. Personas que al fin y al cabo son ley de vida, personas a las que necesitamos de forma desesperada. Personas que dañan, que duelen, que sufren. Personas que irradian alegría, felicidad, entusiasmo, que contagian amor, cariño, vida, personas que merecen la pena... personas como tu...

Resucitar

Imagen
Después de algunas semanas de profundo dolor, creo que ya por fin resucité. Sin que pase nada en especial, sin que mejoren las cosas, más bien lo contrario. Pero ya entendí que todo depende del cristal con que se miré, que solo yo puedo dar el toque especial a lo que pasa en mi mundo, todo es relativo, todo es subjetivo, todo es nada y nada es todo. Seré la más egoista y lucharé por ser feliz, mirandome al espejo y volviendo a ser la persona más independiente del mundo mundial. Creeré de nuevo en mis posibilidades y me dejaré las uñas en sacar adelante todo lo que hoy necesita de mi ayuda. Solo así estaré preparada para ser feliz y mientras en el trayecto, procuraré serlo por mi empeño y por no hablar mal y decirlo de otra manera que seguro me motiva más.
Porque aprendí que solamente yo soy capaz de cambiar lo que no me gusta y además aprendí que es inutil luchar contra los imprevistos porque siempre están ahí acechando a la vuelta a de la esquina, aprendí que solo podemos aceptarlos y…

Dimelo tu

Imagen
¿Cómo se sigue cuando nada de tu vida tiene ya sentido?
Sin ganas de nada, en pleno estado otoñal, sin un hombro en el que resguardar mi cabeza del frío, bajo la lluvia inmensa del alma, la tristeza y la desgana de no poder contemplar los rayos de sol desde tu ventana, la ventana desde la que nunca divise el horizonte despejado de obstáculos, el presente abierto ante mi. Sueños y sueños, ilusiones cada vez más ahogadas en el fondo de un vaso que retornan en esas noches de invierno cuasi solitarias en las que reniego del presente y disfrazo el pasado con disimulo, para que nadie aprecie que no encuentro consuelo.

Ahora mando yo

Vuelvo de nuevo, más asqueada que renovada, tras ocho largos meses en la hibernación absoluta de la resignación a lo que cada vez me parece más injusto: la vida. Porque eres sumamente injusta e impuntual, inoportuna e inapropiada y porque estoy francamente indignada, dolida por dar tanta mierda a quien menos se la merece. Porque me apetece hablarte mal, me apetece gritar, llorar, insultarte una y mil veces hasta sacar de mi la rabia que me acompaña últimamente. ¿No han bastado los doscientos millones de lagrimas que ya hemos derramado? ¿cuántas más quieres? y solo te digo que ahora voy a mandar yo que te exijo que todo salga bien, ve y diselo a quien sea necesario que no te voy a permitir más sufrimiento, que ya es suficiente con esto. Mirame a los ojos, es demasiado ya y lo sabes.

Tremendo

Otro tremendo domingo sobre mis espaldas, está vez más triste, más vacio, más sin ti que nunca, porque nunca te tuve y sin embargo el tiempo que lo hice fue real, fue especial. Otro domingo que pago la culpa de mis dudas constantes, las consecuencias de la falta del valor, de no luchar por la estabilidad de mi alma, por lo que devolviste en un instante. Y ahora, cómo se si es lo mejor, ahora cómo sustituyo tus abrazos. Vuelta a empezar de nuevo a regañadientes algo que repetí varias veces, a vivir sin la esperanza de una mirada, sin la ilusión de verte reflejado en mi copa una noche de locura. Quién decide sobre dos si ninguno de los dos lo hace, por qué no es suficiente con temblar cada vez que nos rozamos, por qué no basta con comunicarse en forma de miradas, por qué preferimos torturarnos, extrañarnos por miedo, por pánico a lo ajeno. Cómo se qué precio es el más alto. No dejo de dudar. ¿Razón o corazón?, quizás ya sea tarde, quizás aún dude.